Bonitasoft se abre camino hacia las plataformas de aplicaciones con Bonita BPM 7

Bonitasoft ha puesto a disposición del cliente una serie de importantes funciones orientadas en esta dirección y hay más en camino

03 Sep 2015 - Mickey Farrance

Con el lanzamiento de Bonita BPM 7, la firma de BPM de código abierto se ha sumado a la táctica de otros proveedores de ofertar mayores funcionalidades para el desarrollo de aplicaciones de negocio. Este rumbo es consecuencia natural de la madurez de la tecnología BPM y su creciente aplicación estratégica. Con Bonita BPM 7,

 

El cambio desde procesos a aplicaciones de proceso

 

El mercado de la tecnología del BPM está madurando muy deprisa y, paralelamente, estamos viendo cómo cada vez más organizaciones eligen la tecnología del BPM por primera vez para alcanzar objetivos estratégicos concretos, más que para construir procesos de negocio a gran escala para gestionar su empresa. En 2015 la mayor parte de clientes se interesaron en el uso del BPM para reforzar sus servicios de cara al cliente y «rellenar los huecos» para que el cliente disponga de la integración de los diferentes canales existentes en la empresa. En el contexto de la transformación digital y la mejora de la experiencia del cliente, resulta de vital importancia el tiempo necesario para poner en producción una determinada funcionalidad de cara al cliente y la velocidad con la que dicha funcionalidad puede ser modificada.

 

Para responder a estas necesidades, los proveedores están expandiendo de manera muy agresiva el alcance de sus plataformas de tecnología BPM, para que sus clientes puedan ofrecer aplicaciones de procesos de negocio lo más rápido posible. Bonitasoft se ha unido a esta corriente con el lanzamiento de la última plataforma comercial de tecnología BPM.

 

La mayor parte del tiempo y del esfuerzo necesarios para ofrecer aplicaciones de proceso de negocio completas no reside en el descubrimiento o el diseño de flujos de procesos de negocio, sino en desarrollar interfaces de usuario que funcionen para el público al que van dirigidas y desarrollar las integraciones para enlazar procesos de negocio con fuentes de datos externas y con aplicaciones de software corporativo. Estas dos actividades pueden consumir el 80% del tiempo de desarrollo y esfuerzo en un proyecto de BPM.

 

Dos direcciones principales: interfaces de usuario y datos

 

Bonitasoft sitúa ahora a Bonita BPM 7 como una «plataforma de aplicaciones basadas en BPM». La compañía se centra en dos aspectos funcionales clave, ambos basados en modelos: la especificación de las interfaces de usuario de las aplicaciones y la especificación de los datos de las aplicaciones.

 

Las interfaces de usuario (IU) que cubre Bonita BPM 7 ha cambiado de manera significativa con respecto a las versiones anteriores. Ahora, en lugar de ofrecer experiencias de usuario en el contexto de un portal genérico de tareas de usuario, se potencia el uso de interfaces de usuario para los procesos de negocio con aplicaciones web construidas a partir de definiciones de los menús, las páginas y los formularios. Las experiencias de los usuarios se pueden definir en función de sus roles, por lo que es fácil crear aplicaciones que presenten información y funcionalidades diferentes para personas con determinados puestos.

 

Hay un nuevo editor que permite diseñar formularios adaptativos (bajo HTML5/Javascript) e incluye una función de previsualización multiplataforma que permite a los diseñadores comprobar cómo se verán los formularios en pantallas de diferentes tamaños y resoluciones. También puede definir fragmentos de IU reutilizables compuestos de grupos de widgets predefinidos. La arquitectura de Bonitasoft hace que cualquier cambio realizado sobre una determinada versión de un fragmento reutilizable se refleje automáticamente en los contextos en los que se use dicha versión del fragmento (en este sentido se debe recordar que ocurre lo mismo con la mayor parte de artefactos de diseño de las aplicaciones).

 

La funcionalidad de especificación del modelo de datos en Bonita BPM 7 es totalmente nueva y, a un alto nivel, es similar a lo que ofrecen otros proveedores tradicionales de tecnología BPM y enfoca esta versión hacia la provisión de plataformas de aplicaciones de uso más general. De todas maneras hay una diferencia primordial: la herramienta de modelado de Bonita BPM 7 simplifica muchísimo la especificación de tipos de datos complejos sin que sea necesario un gran conocimiento del funcionamiento de las bases de datos relacionales. En resumen, usted puede definir objetos de negocio atómicos (como cliente, dirección, producto) y después componer estos objetos para crear definiciones de registros más sofisticadas (por ejemplo, reutilizando direcciones en los objetos de cliente y los objetos de proveedores; o componiendo registros de facturas a partir de un encabezamiento sencillo o de una o más líneas de facturas). Lo que es más, si lo desea puede usar modelos de datos como punto de partida para definir los formularios, lo que crea automáticamente una definición preliminar a partir de la definición de un objeto de negocio, en lugar de definir los formularios de manera específica para actuar como interfaces de usuario para las actividades del flujo de trabajo.

 

«Aplicaciones vivas (Living Applications)»

 

Hay otras plataformas tecnológicas de BPM que ofrecen una extraordinaria funcionalidad de modelización de datos y especificación de interfaces de usuario, pero hay un ámbito funcional en la que Bonita BPM 7 destaca por encima de sus competidores. Esta compañía ha ampliado el principio de agilidad, que siempre ha estado presente en esta plataforma: ahora, en esta nueva versión, hay muchos aspectos de una aplicación de proceso de negocio que se pueden cambiar sin tener que volver a compilarla o ejecutarla.

 

Una de las claves del aumento de la agilidad en Bonita BPM 7 es la aplicación de la plataforma del concepto de «contrato», que resulta familiar en la comunidad de arquitectura de software. Los contratos especifican «acuerdos» entre componentes del software, de manera que si el funcionamiento interno de un componente cambia, seguirá respaldando al sistema en su conjunto siempre que cumpla el contrato. Bonita BPM 7 usa el concepto de contrato con un motor de ejecución basado en servicios para crear una separación muy clara entre la lógica de los procesos de negocio que gobiernan su aplicación y las definiciones de la interfaz de usuario de la aplicación (y además, otras muchas definiciones importantes). Cuando usted define los formularios con Bonita BPM 7, usted los define en relación con los contratos que se encuentran ligados con las tareas del trabajo, contratos que especifican los datos en los que se basa la realización de cada tarea. En este sentido, es posible cambiar las definiciones de los formularios con bastante libertad y volver a publicarlos en su aplicación sin ninguna interrupción.

 

A parte de los cambios en los formularios, también es posible cambiar otros aspectos de la configuración de la aplicación de procesos sin tener que interrumpir las operaciones: los administradores que posean los permisos suficientes pueden cambiar la información de las personas asignadas a los procesos y las tareas, el despliegue y otros parámetros del entorno, la implementación de los conectores de las aplicaciones e incluso los scripts que implementan determinadas tareas automatizadas en sus procesos de negocio.

 

Se mantiene la importancia de los desarrolladores

 

La plataforma de Bonitasoft siempre ha hecho posible que los «desarrolladores ocasionales» participen activamente en la creación de aplicaciones de procesos de negocio; no en vano el núcleo de la tecnología de código abierto fomenta que las organizaciones con equipos técnicos de desarrollo de software que deseen o necesiten personalizar o ampliar la plataforma, puedan hacerlo.

 

Bonitasoft continúa centrándose en hacer la plataforma atractiva para los desarrolladores de software, ofreciendo una gran cantidad de puntos con capacidad de ampliación en la plataforma y facilitando la implementación de conectores personalizados y widgets en la IU. Además de todo esto, la compañía planea mejorar los recursos para los desarrolladores, mejorando la gestión de las versiones, la integración continua y con pruebas del software (sofware testing), entre otras cosas. También planea introducir una serie de mejoras en la capacidad de gestión del tiempo de ejecución de Bonita BPM 7, para que resulte más sencillo hacer copias de seguridad, archivar datos y ejecutar la plataforma en un entorno virtualizado, con el objetivo de que el despliegue de Bonita BPM 7 en una plataforma privada en la nube sea mucho más directo.